BLOG

Nuestros post recientes sobre cursos, noticias y artículos...

No tengo deseo sexual con mi pareja

No tengo deseo sexual con mi pareja

La de la disminución de deseo, es sin duda una de las consultas más habituales que las mujeres jóvenes (heterosexuales) nos realizan en consulta. También son cada vez más los hombres que nos consultan por este tema.

¿Por qué me ocurre esto? ¿Por qué ahora no tengo deseo si al principio de la relación todo iba bien? ¿Se lo cuento a mi pareja? ¿Qué puedo hacer para solucionarlo? ¿Quién me puede ayudar? Estas son algunas de las preguntas más frecuentes que se hacen quienes han visto disminuir su deseo sexual.

Me gustaría contarte algunas cosas que pueden resultarte útiles si te encuentras en esta situación:

  • Los problemas relacionados con el deseo sexual (deseo sexual hipoactivo), pueden tener su origen en causas diversas. Muchas veces son consecuencia de otros problemas o insatisfacciones, como relaciones sexuales insatisfactorias, coitos dolorosos (en mujeres), problemas de pareja, rutina, etc.
  • Tener un deseo bajo, no es siempre algo disfuncional. Determinados periodos de la vida, suelen estar asociados a pérdida de deseo sexual, siendo la disminución de deseo una consecuencia lógica de determinados estados vitales o emocionales que son transitorios. Por ejemplo, periodos de crisis personales, duelos, estrés, el nacimiento de un hijo y los primeros años de crianza… Si pasados estos periodos sigue habiendo un deseo bajo, puede ser un buen momento para consultar con profesionales.
  • Ante un problema de deseo sexual en uno de los miembros de la pareja nadie tiene la culpa. Por eso, lo más sensato es hablar de ello de forma calmada y buscar soluciones. Quienes experimentan un deseo sexual bajo, sobre todo si no ha sido así siempre, suelen vivir la experiencia con culpa o ansiedad, por tanto si la pareja se muestra comprensiva es un buen comienzo que facilita las soluciones.
  • No siempre que una persona tiene poco deseo sexual hacia su pareja, significa que esta ya no le gusta o que se haya perdido por completo la atracción hacia ella. Los motivos de esta pérdida de deseo pueden ser diversos, y por eso, antes de sacar conclusiones es importante consultar con profesionales.
  • Si desde hace un tiempo experimentas menos deseo hacia tu pareja, y no sabes a que puede deberse, lo mejor es que no te fuerces a tener más relaciones para ver si esto restablece tu deseo. Este tipo de “soluciones” en muchos casos más que solucionar, pueden acabar incluso agravando el problema.

ANA CARMONA RUBIO. Sexóloga y psicóloga

En nuestro centro, ayudamos a parejas a solucionar dificultades relacionadas con el deseo sexual. Llámanos si tu pareja y tu estáis experimentando estas dificultades. Nos gustaría ayudarte a encontrar soluciones.